Sociedad

Salarios: la motosierra de Javier Milei llegó a universidades y a hospitales

Martes, 30 de Enero 2024

Por las políticas del Gobierno nacional, organismos públicos de todo el país no pueden pagar los salarios de sus empleados a término.

uspensión de pagos en universidades y hospitales públicos. Foto: Argentina.gob.ar

Mientras sigue enmarañado en la puja legislativa por la ley ómnibus, el Gobierno de Javier Milei avanza con su política de ajuste en organismos esenciales como universidades y hospitales que se enfrentan a un complejo escenario para el pago de los salarios.

En las últimas horas, el Banco Nación informó que, a pesar de estar establecidos en convenios preexistentes, los adelantos que permitían a esas dependencias pagar los salarios el último día hábil del mes quedan suspendidos. De esta manera, la Universidad Nacional de Rosario, la Universidad Nacional de San Luis, la Universidad de San Juan, ya comunicaron a sus empleados que no podrán adelantar pagos de haberes, como también lo hizo el Hospital Posadas, que postergó los pagos de sueldos.

La decisión está vinculada a la restricción que impuso el Gobierno de Javier Milei para el cupo de adelantos transitorios que tienen como fin pagar salarios del sector público no financiero. La medida encendió alarmas en varios organismos nacionales, dado que muchos dependen de estas partidas para sanear su economía y pagar salarios en una economía inflacionaria.

Estas restricciones llegan tras la caída del paquete de medidas fiscales propuestas por el Gobierno de la Nación en la ley ómnibus, como así también en consonancia con el «ajuste de la política» que pregonan desde Balcarce 50. Las medidas van de la mano con el objetivo del Ministerio de Economía, dirigido por Luis Caputo, de alcanzar el «déficit cero» en cuanto a lo financiero, según lo acordado con el Fondo Monetario Internacional.

Las universidades, sin financiamiento

En medio de la crisis y con el cierre de los adelantos en las partidas presupuestarias, distintas universidades del país anunciaron la situación que enfrentan. “Defendemos al Banco Nación como banca pública, pero no vamos a convalidar ninguna decisión que lesione derechos de nuestra comunidad, mucho menos que atente contra el salario de agentes de la UNR”, remarcaron en un comunicado de la academia rosarina.

«Damos formalmente aviso de que los haberes correspondientes al mes de enero del 2024, no podrán ser abonados los últimos días del mes (como era política habitual), sino que deberemos esperar a que los fondos estén acreditados y a la vista, sin poder precisar fecha», destacaron también de forma oficial desde la Universidad Nacional de San Luis.

El comunicado completo de la Universidad Nacional de San Luis:

El Rectorado de la Universidad Nacional de San Luis (UNSL), informa que el pasado viernes 26 de enero fuimos notificados por autoridades del Banco de la Nación Argentina (nuestro agente financiero), de la imposibilidad de cumplir con el convenio de pago de haberes que fuera firmado oportunamente, en la cláusula referida al adelanto de nómina salarial sin costo financiero (cláusula VIII del convenio).

Esta cláusula permitía que la UNSL pudiera abonar los salarios los últimos días de cada mes, esperando el Banco hasta el día que se acreditara fehacientemente ese dinero para el débito total. Esto llevo a que fuera política de esta administración que, en todos los meses, se cobrara los 29, 30 o 31 del mes que finalizaba; y efectivamente el Ministerio de Economía giraba los fondos el tercer día hábil del mes posterior al pago. Existiendo un desfasaje de cuatro (4) o cinco (5) días corridos entre efectivo pago y acreditación.

Esta decisión unilateral del BNA (sucursal San Luis y la zonal del Banco) responde a un cambio de legislación por parte del Banco Central de la República Argentina, donde pone límites del cupo de financiamiento del sector público nacional; con lo cual se ha dispuesto no adelantar el monto de haberes como está obligado a hacerlo según lo firmado oportunamente entre autoridades del BNA y la UNSL.

Por ello, la UNSL comunica que sigue realizando las gestiones ante las autoridades nacionales (Secretaría de Educación y Ministerio de Economía), y también ante la entidad financiera que oficia de agente financiero de la UNSL, para poder retrotraer esta decisión del BCRA o que se excluyan a las universidades nacionales de esta medida.

De no tener éxito en estas gestiones, damos formalmente aviso de que los haberes correspondientes al mes de enero del 2024, no podrán ser abonados los últimos días del mes (como era política habitual), sino que deberemos esperar a que los fondos estén acreditados y a la vista, sin poder precisar fecha (al momento de este comunicado), del día especifico que podremos abonar los salarios. Estimando que será dentro de los primeros diez (10) días del mes.

Pedimos disculpas por las enormes molestias que causa esta alteración a la planificación de cada familia de la comunidad universitaria, para contar con su salario como era de costumbre, pero el cambio de las reglas de juego en el sistema financiero dispuesto por el Banco Central, hace imposible continuar como hasta la fecha, según informa el BNA.

Seguiremos comunicando la resultante de las gestiones, pero rápidamente trataremos de dar certeza sobre la fecha de cobro, con estas nuevas condiciones para vuestra planificación y tranquilidad.

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba